¡Ella Ya Está Casada Señor! Capítulo 95

¡Ella Ya Está Casada Señor! Capítulo 95

Capítulo 95

Rocío estaba aturdida y llena de agravios, en conclusión estaba totalmente indignada pero no sabía cómo expresarlo.

Cuando Sebastián vio que ella había estado en silencio, la ira en sus ojos se convirtió gradualmente en decepción.

Esta mujer en realidad lo habia hecho humillarse a sí mismo viniendo a ella una y otra vez. ¡Lo que había hecho durante este período de tiempo era ridículo y estúpido!

Fue como si se hubiera despertado de repente y soltó a Rocío.

Sus ojos, que estaban llenos de decepción, instantáneamente se volvieron fríos y distantes.

“De ahora en adelante, nunca volveré a acudir a ti, nunca”.

Con estas palabras, se dio la vuelta para irse.

Rocío se quedó clavada en el suelo, con el corazón vacío cuando vio que la figura de Sebastián se alejaba rápidamente.

Su intuición le dijo que él nunca regresaría después de que se cerrara esa puerta.

No sabía de dónde procedía su coraje, pero de repente corrió hacia adelante y lo detuvo.

Explicó incoherentemente: “Lo siento. No quise mentirte. Luis y yo, no, Danilo y yo,

nosotros”.

“No es lo que piensas.”

Sebastián la interrumpió con frialdad: “Vine a ti porque no podía tolerar que me mintieras. Ahora no importa”.

Sus palabras fueron como un balde de agua fría derramado sobre Rocío, haciéndola sentir frío por todas partes.

Las palabras que quería decirle en verdad de una sola vez estaban atascadas en su garganta, sin poder decirlas más.

Ella fingió asentir como si nada, “Si es así, bueno, entonces, señor Peralta, cuídese”.

Después de que terminó de hablar, las lágrimas brotaron repentinamente de sus ojos. Rápidamente se dio la vuelta, sin dejar que él la viera.

El sonido de la puerta abriéndose y cerrándose vino detrás de ella. Sin detenerse por un segundo/el hombre abandonó el salón sin mirar atrás.

Rocío se volvió para mirar la puerta bien cerrada. Su corazón se sentía como si hubiera sido cortado en mil pedazos. Ahora estaba vacío y doloroso.

Ya no podía sostenerse a sí misma. Se apoyó contra el espaldar y se recostó en el sofá, miró hacia el techo.

Sus ojos estaban borrosos mientras miraba al techo. Sus lágrimas eran como cuentas a las que se les cortaron los hilos. No podían dejar de fluir.

Esta vez, ella y Sebastián deberían haber terminado por completo. Ahora si era un adiós

definitivo.

Después de que Sebastián salió del salón, le ordenó con frialdad a Leonardo, que estaba vigilando la puerta: “¡Ocúpate de las imágenes de vigilancia que muestran que he estado. aquí! ¡Yo nunca he estado aqui!”.

Leonardo respondió respetuosamente: “Sí, señor Peralta”.

“Además, investiga el pasado de Rocío y Danilo. ¡Hazlo en un día, si es posible en menos

tiempo!”.

Nunca había investigado a Rocío.

Incluso Luis, a quien había llamado mientras dormía, no había sido investigado a fondo.

Siempre había confiado en ella porque era obediente y tranquila.

Sintió que una chica así no le mentiría, ¡pero no esperaba que estuviera llena de mentiras!

¿Cómo podía dejarla ir?

Leonardo, que recibió la orden, quedó un poco atónito, por tales órdenes.

¿Porqué investigar el pasado de la Señorita Santana y el Sr. García? ¿Será que había alguna

relación entre ellos?

Leonardo estaba muy perplejo en su mente, pero no se atrevió a preguntar más. Él respondió “sí señor” y rápidamente se fue.

Leonardo había crecido con Sebastián, y él había sido influenciado por él desde que era un niño, por lo que naturalmente era tan rápido y resolutivo como él para hacer las cosas.

En menos de medio día, Leonardo había reunido toda la información de Danilo y Rocío.

Sostuvo una pila de materiales y llegó a la oficina del presidente.

“Señor Peralta, me he enterado del pasado de la señorita Santana y del Sr. García, tengo toda la información aquí”.

Puso la información sobre el escritorio y se la comunicó a Sebastián.

“Antes de que la familia García encontrara a Danilo, él era huérfano de nombre Luis”.

“Hace cinco años, después de que el Joven Maestro de la familia García lo encontrara, lo sacó del orfanato”.

“Para ayudar a Danilo a tomar el puesto de heredero, se ocultó muy bien su pasado”.

“Esta es también la razón por la que no pude encontrar la información personal de Luis de ese entonces”.

¡Ella Ya Está Casada Señor!

¡Ella Ya Está Casada Señor!

Score 0.0
Status: Ongoing Type: Released: 2023
¡Ella ya está casada Señor! Novela Capítulo Completo Como la amante secreta de Sebastián Peralta, Rocío Santana le dedicó cinco años de su vida. Creyó que siendo obediente y sumisa podría conquistar su corazón, pero al final él la abandonó. Durante todo el tiempo que pasaron juntos, Rocío nunca causó ningún problema y siempre fue amable, sin pedirle ni una sola vez un céntimo. Al final, abandonó su mundo en silencio.
Sin embargo, cuando se disponía a casarse con otra persona, el señor Peralta se convirtió de repente en un individuo enloquecido y la inmovilizó contra la pared, besándola apasionadamente. Rocío no entendía muy bien sus intenciones ni por qué actuaba así.

Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Options

not work with dark mode
Reset