Enamorarme de ella después del divorcio capítulo 44

Enamorarme de ella después del divorcio capítulo 44

”Capítulo 44
Desde todo punto de vista, RK parecia muy preocupado por el niño.
Adrian oyó la inquietud en la voz del tio y su corazón se llenó de calidez Asintió con su cabecita y
contestó dulcemente: “Vale!.. ¡Oye, tio!, itu también deberias acostarte pronto!”
Entonces se le ocurrió algo y dijo: “Escucha, se está haciendo tarde!, ¿tienes que conducir a casa?
¿Quieres dormir aqui?”
Vaya, vaya!
A Stella solo le habia pasado fugazmente por la cabeza la idea de que no debería dejar que su hijo se
quedara a solas mucho tiempo con este hombre, temiendo que traicionara a su madre en cualquier
momento.
Pero ahora…
¡El niño lo estaba invitando a quedarse con ellos!
Sin dejar de mirar el dorso de la mano de RK, Adrian dijo: “Tio, tu mano todavía está herida. No es
conveniente para ti conducir, asi que, ¿por qué no te quedas en nuestra casa hoy? Puedes irte en la
mañana, porque ya es tan tarde que no te seria facil conseguir un taxi“.
“No hay necesidad de eso!“, se apresuró a decir Stella, rechazando de plano la idea en nombre de RK.
Al mismo tiempo, tiró del niño para colocarlo a su lado, porque le preocupaba demasiado su cercanía
con él. De modo que trató de explicarle calmadamente a su hijo la situación: “Adrian, el tio trajo su
propio auto y también un conductor. No tienes que preocuparte de que no pueda llegar a su casa a
salvo“.
Adrian estaba pensando demasiado en los demás.
Y creia ingenuamente que la mano de RK estaba herida y no podria conducir.
Su madre nunca lo habia visto tan preocupado, ni siquiera por ella.
El chiquillo la miró, escuchando atentamente sus palabras.
Pero por la cara que puso, cualquiera creeria que ella habia dicho algo terrible.
Entonces RK, que estaba a punto de irse, no solo se detuvo, sino que agregó insidiosamente: “Está bien,
como tu preciosa insiste en que me vaya, me ire!”
Stella no podia salir de su asombro.
¡A este hombre no le bastaba con lo que ya habia hechol ¿Se podia ser más desvergonzado?
Naturalmente, era él quien deseaba marcharse, pero se las arregló para hacerle creer al niño que ella era
la que quería echarlo. Nunca habia visto a alguien más descarado!
Stella escuchó sus palabras y puso los ojos en blanco.
No estaba segura de si él procuraba ganarse su favor mientras hablaba con su querido hijo, llamandola
de esa
manera.
¡Preciosa! ¡Preciosa! ¿Se había aficionado tanto a llamarla asi?
Cuando Adrian escuchó sus palabras, inclinó su cabecita y se puso triste.
Enseguida murmuro “Tio, ten cuidado en el camino! ¡Y cuando llegues a casa, no olvides enviarme un
mensaje de texto para avisarme que estás a salvo!”
¿Qué?
¿Un mensaje de texto?
¿Qué estaba sucediendo aquí?
¿Es que ya habian intercambiado sus números telefónicos?
¡Apenas los había dejado a solas durante quince minutos y la relación entre los dos ya había llegado a
ese punto!
RK respondió con indiferencia: “Si“.
Capitulo 44
1/4
2080
Mientras hablaba, tomó los pantalones de la mano de Adrian y se los puso. Sin previo avisol
Stella se volvió rápidamente, exclamando “Rene Kingston!, ¿cómo te atreves?”
No encontraba las palabras para tanta desfachatez!
¿Cómo podia ser tan desinhibido?
¿Es que no tenia en cuenta que estaba frente a un niño pequeño?
“¿Qué te pasa, preciosa?“, preguntó, haciendo enfasis en la última palabra.
Adrian, que también era un hombrecito, no entendia por qué su querida mami estaba tan sorprendida.
Solo levantó su cabecita y la miro extrañado.
Al mismo tiempo, RK tambien la miró con una expresión muy parecida.
Sin embargo, como ella era la única mujer en la habitación, aquello no parecia adecuado.
¡Cada vez más sentia que estos dos no estarian contentos hasta que no la vieran colapsar de ira!
Stella replicó enojada: “Oye, Rene Kingston!, ¿no te parece que te comportas inapropiadamente? Hay
dos personas en la habitación!”
RK termino de abrocharse los pantalones y objeto: “¿Dos? Bueno, si Uno también es hombre y en cuanto
a ti, ya me habias visto antes ¿Cual es el problema si me ves de nuevo?”
Stella no tenía como responder ante tal descaro.
Se sentia tan enfadada que no sabia que decir, y de todas formas, ¿serviria de algo? Al parecer, no tenia
forma de comunicarse con este hombre.
El pequeño seguia parado a un lado.
Claramente, no comprendia el motivo de la disputa.
No imaginaba el motivo del enfado de su madre, ni por qué los adultos se comportaban asi.
Sin embargo, intuia que la relación entre su querida mami y este individuo no era nada simple.
Asi que tomó buena nota de ello en su corazón.
Después de que RK terminó de vestirse, se dispuso a salir y el pequeño no dudó en seguirlo, dándose
prisa con sus cortas piernas.
“Tio, déjame acompañarte abajo! ¡El pasillo está muy oscuro, temo que no puedas ver bien y te lastimes
la mano otra vez! Dejame ayudarte“.
Después de eso, el pequeño corrió al frente y abrió la puerta para que su visitante saliera.
¡Stella no podia soportar tanta consideración!
¿Por qué su querido hijo no le abría asi la puerta cada vez que volvia del trabajo?
“Adrian, ven aqui!“, exclamó con ferocidad.
Todo el tiempo, ella habia estado protegiendo cuidadosamente a su hijo por temor a que RK algun dia
descubriera su existencia.
Esta fue la razón por la que se quedó en Francia todo el tiempo, a pesar de lo mucho que queria estar
junto a
su abuela.
Al menos en Francia nadie los conocía, y sin RK ni nadie de la familia Richard, sentia que la vida era muy
apacible.
Por lo tanto, la idea de regresar no la hacia sentir contenta del todo.
Pero ahora, cuando apenas acababan de volver, ya padre e hijo se habian encontrado.
¡Y eso era algo que la ponia demasiado nerviosa!
Primero durante la visita a su abuela, y ahora aquí, en su propia casa.
Todavía recordaba muy bien lo que él le había dicho hacia seis años.
Y durante todo este tiempo, incluso a veces se despertaba en medio de la noche temiendo perder a
Adrian.
Pero este hombre ya tenía una hija con otra mujer, e iba a casarse con Sophia al mes siguiente.
Por lo tanto, ella no debería perturbar su vida.
20.50
Al escuchar el tono con que su madre lo llamó, el niño se dio cuenta de que ella estaba enojada de veras,
y aunque queria ir tras RK, se contuvo.
No se atrevió a desobedecer a su preciosa y se quedó de pie en el umbral, con expresión agraviada.
A pesar de todo, dudó si deberia acompañar a RK abajo o seguir escuchando a su madre.
No sabia que la exasperaba tanto, porque él si que estaba satisfecho con este tio
No solo habia salvado a su preciosa de hacerse daño, sino que ambos tenian mucho en común.
Estaba convencido de que, si más adelante ella y el tio estuvieran juntos, ¡no solo tendría un padre, sino
también un buen amigo!
“Adrian, es tarde! El tio no necesita que alguien lo acompañe abajo. ¡Por favor, quédate adentrol“, le
pidió RK
Ambos se detuvieron en la puerta, y Stella pudo observarlos a sus anchas.
El padre, con su casi un metro noventa de altura, junto al pequeño y hermoso niño, que llevaba puesta
una ridicula pijama de panda.
Ambos hacian una pareja realmente entrañable.
Entonces, Adrian afirmó varias veces con la cabecita y mirando a RK con compasión, le dijo, compungido:
“Tio, ten cuidado en el camino de regreso! Y acuérdate de avisarme de que estás a salvo“.
“Esta bien!“, respondió RK y por fin se marchó.
Adrián se apoyó contra la puerta y lo miró alejarse por las escaleras, hasta que el sonido de sus pasos
desapareció.
Todo el tiempo Stella se quedó detrás de él, mirándolo. Al verlo asi, un sentimiento inexplicable surgió
en su
corazón.
Era agobiante e incómodo.
No sabia si lo sucedido se debía a una conexión natural entre padre e hijo, o si era que Adrian
simplemente tuvo una buena impresión de este hombre la primera vez que lo vio.
O… ¿Seria por lo que pasó ese dia?
De todos modos, sin importar cuál fuera la razón, Stella sentía que Adrian realmente necesitaba una
figura
paterna.
Tal vez el niño se sentía atraido hacia RK porque nunca había conocido el amor de un padre.
Eso debía ser.
Adrian, como todos los niños, necesitaba una figura paterna.
“Cariño!”
Después de despedir a RK, Adrian se quedó a solas con Stella, y ella vio la manita que la señalaba.
No tardó en escuchar la vocecita que le decía, recriminándola: “Cariño!, ¿cómo pudiste hacerle esto al
tio? ¡Mira que no fue fácil para él salvarte la vida! ¡Y su mano quedó gravemente herida por tu culpa!
¡No debiste tratarlo de esa manera!”
Adrian procuró ‘educar‘ a su madre.
Era sorprendente que, siendo tan pequeño, tratara de comportarse como un adulto. Era la seriedad con
que lo decía, que lo hacia parecer tan gracioso.
Stella volvió adentro, cerró la puerta de la casa y dijo: “Adrian!, alejate de este tio en el futuro. Él no es
como tú crees, es cierto que me salvò la vida, pero…”
“¡Un momento, mami!, ¿cómo puedes decir eso?”
Era evidente que Adrian haría todo lo posible para defender a RK, por lo que dijo: “Si no fuera por el tio,
puede que nunca hubiera podido volver a verte más!”
El pequeño hablaba tan seriamente….
Como si se tratara del asunto más grave del mundo.
¿Él la salvó? ¿Y su hijo estuvo a punto de no volver a verla?
20.99
¡Ese maid to hombre! Nunca se imaginó que fuera tan bueno engañándolos a todos. ¿Cómo podia
mentirle a un niño con tanta ligereza?, ¿es que no tenía conciencia?
Desde las personas mayores hasta los niños, este hombre solo buscaba confundir y traicionar.
Stella le contestó con tristeza: “Adrian, solo puedo decirte que no creas en lo que ese tío te diga. ¡No es
una buena persona! De ahora en adelante, ignoralo, ¿entendido?”
Si su querido hijo siguiera en contacto con RK, ¡las cosas empeorarian!
Adrian hizo un puchero y permaneció en silencio.
Fue entonces que Stella recordó que los dos habían intercambiado números de teléfono y exclamó, con
voz perentoria: “Adrian, muéstrame tu móvil!”C

Enamorarme de ella después del divorcio

Enamorarme de ella después del divorcio

Score 9.9
Status: Ongoing Type: Author: Artist: Released: 2023 Native Language: Spanish

Enamorarme de ella después del divorcio Introducción

Enamorarme de ella después del divorcio - Stella Richard se casó con Rene Kingston en lugar de su hermana Sophia por algunas razones. Pero desde el principio, ella sabe que su matrimonio era solo un contrato por tiempo límite y una vez que se cumplió el tiempo, ella tenía que irse. Para RK, este matrimonio fue solo una carga, pero para ella fue un regalo de Dios. Porque RK era el hombre al que había amado toda su juventud... Entonces, mientras tanto de su matrimonio, Stella hizo todo lo posible para que este matrimonio funcionara. Pero el día que descubrió que estaba embarazada, su esposo le dio el papel de divorcio y le dijo... "No quiero a este niño. No olvides abortar". Estas palabras salen de su boca, como una bomba para Stella, y cambiaron su vida... Ella firmó su nombre en el papel de divorcio y salió de la casa... Porque ella no quiere estar con un hombre tan frío... Seis años después... RK compró la empresa en la que trabajaba Stella. Pero Stella hizo todo lo posible por no tener nada que ver con él... Porque ella tenía un hijo y no quería que él se enterara de él... Pero un día, cuando Stella recogió a su hijo de la escuela, él la vio... RK, "¿Cómo te atreves a tener un hijo con otro hombre?" Stella, "No creo que tenga nada que ver contigo". RK estaba a punto de decir más cuando su mirada se posó en el niño a su lado... Su rostro se veía igual que cuando era joven...

Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Options

not work with dark mode
Reset